Un chorro fluye a velocidades increíbles desde una extraña estrella

Por Redacción

Un chorro de material inédito ha sido observado saliendo del disco de gas de la extraña estrella MWC 349A a «velocidades increíblemente altas».

Se cree que está causado por las enormes fuerzas magnéticas que rodean a la estrella.

El descubrimiento, realizado con el Atacama Large Millimeter/submillimeter Array (ALMA) y presentado en conferencia de prensa en la 241ª reunión de la Sociedad Astronómica Americana (AAS, por sus siglas en inglés), podría ayudar a los investigadores a comprender la naturaleza y evolución de las estrellas masivas y cómo se forman las máscaras de hidrógeno en el espacio.

MWC 349A se encuentra a unos 3.900 años-luz de la Tierra, en la constelación de Cygnus, y sus características únicas la convierten en un punto de interés para la investigación científica en longitudes de onda ópticas, infrarrojas y de radio.

Esta estrella masiva, con una masa unas 30 veces superior a la del Sol, es una de las fuentes de radio más brillantes del cielo y uno de los pocos objetos conocidos con máseres de hidrógeno. Estos máseres amplifican las emisiones de radio de microondas, facilitando el estudio de procesos que normalmente son demasiado pequeños para verlos. Esta característica única ha permitido a los científicos cartografiar por primera vez el disco de MWC 349A con todo detalle.

«Un máser es como un láser natural –explica en un comunicado Sirina Prasad, ayudante de investigación en el Centro de Astrofísica de Harvard y Smithsonian (CfA) y autora principal del artículo–. Se trata de una zona del espacio exterior que emite un tipo de luz muy brillante. Podemos ver esta luz y rastrearla hasta su origen, lo que nos acerca un paso más a averiguar qué está ocurriendo realmente».

Aprovechando el poder de resolución de la Banda 6 de ALMA, desarrollada por el Observatorio Radioastronómico Nacional (NRAO) de la Fundación Nacional de Ciencias de Estados Unidos, el equipo pudo utilizar los máseres para descubrir estructuras nunca antes vistas en el entorno inmediato de la estrella.

Qizhou Zhang, astrofísico senior del CfA e investigador principal del proyecto, explica que usaron máseres generados por hidrógeno para sondear las estructuras físicas y dinámicas del gas que rodea a MWC 349A y revelamos un disco de gas aplanado con un diámetro de 50 au, aproximadamente del tamaño del Sistema Solar, «lo que confirma la estructura de disco casi horizontal de la estrella. También encontramos un componente de chorro de movimiento rápido oculto dentro de los vientos que fluyen alejándose de la estrella», añade.

El chorro observado expulsa material lejos de la estrella a una velocidad vertiginosa de 500 kilómetros por segundo. Según los investigadores, es probable que un chorro que se mueve a esta velocidad sea lanzado por una fuerza magnética. En el caso de MWC 349A, esa fuerza podría ser un viento magnetohidrodinámico, un tipo de viento cuyo movimiento viene dictado por la interacción entre el campo magnético de la estrella y los gases presentes en el disco que la rodea.

«Según nuestros conocimientos previos sobre MWC 349A, la estrella estaba rodeada por un disco giratorio y un viento fotoevaporado. Aún no se habían observado en este sistema pruebas sólidas de la existencia de un chorro colimado adicional –afirma Prasad–. Aunque aún no sabemos con certeza de dónde procede o cómo se produce, podría ser que un viento magnetohidrodinámico esté produciendo el chorro, en cuyo caso el campo magnético es el responsable de lanzar material en rotación fuera del sistema».

Apunta que «esto podría ayudarnos a comprender mejor la dinámica disco-viento de MWC 349A, y la interacción entre discos circunestelares, vientos y chorros en otros sistemas estelares».

Última hora

Protagonistas