Ucrania eleva a cerca de 34.000 los militares rusos muertos desde el inicio de la guerra

Por Redacción

Las Fuerzas Armadas de Ucrania han cifrado este lunes en cerca de 34.000 el número de militares rusos muertos desde el inicio de la guerra, incluidos más de 200 durante el último día, sin que Moscú haya dado hasta ahora un balance oficial.

El Estado Mayor del Ejército de Ucrania ha señalado en un mensaje publicado en Facebook que «cerca de 33.800» soldados rusos han muerto en combate, incluidos más de 200 durante el último día, mientras que han sido destruidos 1.477 carros de combate, 749 sistemas de artillería y 238 lanzacohetes múltiples autopropulsados y blindados.

Asimismo, ha asegurado que también han sido destruidos 216 aviones, 181 helicópteros, 98 sistemas de defensa antiaérea, 2.527 vehículos y tanques de combustible, catorce embarcaciones y 601 drones, mientras que han sido derribados 130 misiles de crucero.

«El enemigo ruso sufrió las mayores pérdidas durante el último día en las direcciones de Bajmut y Zaporiyia», ha apuntado en su mensaje, antes de añadir que «los datos están siendo actualizados». «Golpead al ocupante. Ganemos juntos. Nuestra fuerza está en la verdad», ha destacado.

Por otra parte, ha señalado en su balance operativo que durante el último día las fuerzas rusas han continuado su ofensiva contra la localidad de Severodonetsk y sus alrededores, en la provincia de Lugansk. «Continúan los combates para establecer el control total de la ciudad de Severodonetsk», ha confirmado.

Así, ha manifestado que «el enemigo centra sus esfuerzos en las direcciones de Severodonetsk y Bajmut» y ha añadido que «usa con intensidad la aviación», al tiempo que ha incidido en que, en el caso de los alrededores de Járkov, las fuerzas rusas «están centradas en evitar que las Fuerzas de Defensa avancen hacia la frontera estatal de Ucrania».

«El enemigo ha disparado intensamente contra los asentamientos de Lopan, Mali Projody, Dementiivka, Petrivka, Verjniy Saltiv, Rubizhne y los alrededores de Járkov», ha denunciado, antes de confirmar otros ataques en la provincia de Sumy y en los alrededores de Slobozhanski y Slaviansk.

Por otra parte, ha destacado que «en dirección a Bug Meridional, el enemigo concentra sus esfuerzos en mantener las fronteras ocupadas y evitar el avance de tropas ucranianas». «En el mar Negro y el mar de Azov, el principal objetivo del grupo naval enemigo es bloquear la navegación civil en la zona noroeste del mar Negro», ha zanjado.

Última hora

Protagonistas