Internacional

EEUU subraya la importancia de que las elecciones legislativas en Túnez sean «libres y justas»

Por Redacción

El secretario de Estado de Estados Unidos, Antony Blinken, ha destacado la importancia de que las elecciones legislativas anticipadas en Túnez, convocadas para este domingo, sean «libres y justas», al tiempo que ha apostado por la «protección de las libertades fundamentales», en medio de las denuncias de la oposición sobre la deriva autoritaria del presidente, Kais Saied.

Blinken, que se ha reunido con Saied en el marco de la cumbre Estados Unidos-África que se celebra en Washington, ha recalcado que las relaciones bilaterales «son más firmes cuando hay un compromiso compartido con la democracia y los Derechos Humanos», antes de pedir «reformas inclusivas para fortalecer los equilibrios de poder democráticos».

«Blinken ha reiterado el profundo compromiso de Estados Unidos con la democracia de Túnez y a la hora de apoyar las aspiraciones del pueblo tunecino para un futuro democrático y próspero», ha señalado el Departamento de Estado a través de un comunicado, en el que ha mostrado el «firme apoyo» de Washington a Túnez «ante la actual crisis económica, exacerbada por la agresión de Rusia contra Ucrania».

Por su parte, Saied ha dado las gracias a Washington por su apoyo a Túnez y ha justificado las acciones adoptadas por su parte desde el 25 de julio de 2021, cuando se arrogó todas las competencias tras disolver el Gobierno y suspender el Parlamento, posteriormente disuelto. Así, ha dicho que sus acciones fueron causadas por «una crisis marcadas por la inacción y la indiferencia del Gobierno y el Parlamento entonces vigentes».

Así, el mandatario tunecino ha indicado que el aparato judicial también se vio afectado por la crisis a causa de la «corrupción» y la «interferencia política», al tiempo que ha argüido que la situación amenazaba con el estallido de una guerra civil, lo que le llevó a arrogarse todas las competencias. «Esta decisión era una petición popular coreada por los ciudadanos cuando nos reuníamos», ha explicado.

«No quería disolver el Parlamento porque quería respetar la Constitución de 2014, que no me lo permitía. No tuve otra alternativa para salvar a la nación», ha dicho, en referencia a su decisión de finalmente disolver el legislativo tras una reunión telemática en la que sus miembros votaron a favor de anular todas sus decisiones excepcionales, según ha recogido la agencia estatal tunecina de noticias, TAP.

Gran parte de la oposición ha anunciado su boicot a las elecciones, algo que ya hizo con el referéndum constitucional de julio, que reforzó las competencias del mandatario y quitó peso al Parlamento. Tanto la modificación constitucional como las legislativas son parte de la ‘hoja de ruta’ anunciada por Saied para poner fin a la crisis, si bien la oposición denuncia que busca acaparar el poder del Estado.

Última hora

Protagonistas